Recomendaciones para ir al ginecólogo por primera vez
5 (100%) 2 votos

recomendaciones-para-ir-al-ginecologo-por-primera-vez

La primera visita al ginecólogo es una situación que causa algunas dudas en las mujeres, son muchas las historias que puedes escuchar que harán que te pongas algo nerviosa, pero la realidad es que no tiene nada que temer, es una revisión médica como cualquier otra donde un especialista va a revisar tus senos, vulva y vagina a fin de cerciorarse que todo está bien, se hace antes y durante el embarazo, menstruación, después del parto, durante la menopausia, a cualquier edad se hace la visita.

Así como debes visitar al odontólogo al menos una vez al año, hacerte un chequeo general en este mismo tiempo, visitar al ginecólogo también es necesario, debes por lo menos acudir a este especialista una vez al año para realizar el chequeo y asegurarte que tu parte reproductiva está en perfectas condiciones.

Este revisa y se asegura de que no existe ningún trastorno ginecológico o enfermedad vaginal, que tu aparato reproductor funciona adecuadamente, descarta cualquier infección o enfermedad de trasmisión sexual, así como ayudarte a escoger el método anticonceptivo adecuado si lo requieres.

El médico en tu primera cita llenará tu historia clínica con tus datos y las preguntas necesarias para tener conocimiento sobre el funcionamiento de tu cuerpo, periodo menstrual, entre otras cosas que resultan necesarias para llevar a cabo su trabajo, son preguntas sencillas que debes responder con precisión.

 

Qué te pregunta el ginecólogo en tu primera cita

  • A qué edad te desarrollaste
  • Tiempo de duración de tu periodo cada mes y si son abundantes o no.
  • Qué tipo de planificación, si usas, toallas, tampones o ambas.
  • Fecha de tu último periodo.
  • Si eres activa sexualmente, si es así desde que edad lo eres, cuantas parejas has tenido, si tienes pareja en este momento y si usas algún método anticonceptivo.
  • ¿Si hay antecedentes de enfermedades graves en tu familia, si tú has padecido alguna enfermedad de este tipo y cuáles?
  • Si has estado embarazada alguna vez, número de hijos si los tuvieras.
  • si eres alérgica a algún fármaco o te han operado alguna vez.

Como ves son preguntas sencillas que debes responder para que tu historia clínica tenga todo lo necesario y el médico pueda conocer tu historial.

La revisión ginecológica también es algo sencillo, el médico explorará tus mamas y vulva, en caso de estar activa sexualmente será necesario realizar una citología y un tacto vaginal.

 

Qué hace el ginecólogo en la primera visita

Debes acomodarte en la camilla y colocar tus pies en los estribos. La citología consiste en introducir un especulo que es un separador de paredes vaginales para que el ginecólogo pueda observar las paredes vaginales ,el cuello uterino y tomar la muestra

El tacto vaginal consiste en introducir los dedos de una mano protegidos por guantes dentro de la vagina y con la otra palpar la pelvis para asegurarse de que no existe ninguna anormalidad.

No existe una edad específica para ir al ginecólogo por primera vez, debes ir si tienes problemas ginecológicos, comenzaste a tener actividad sexual, tienes problemas con los periodos menstruales y en caso de tener alguna duda o pregunta con respecto a tu zona genital o reproductora.

En caso que en tus genitales notes signos de infección, protuberancias o dolor es aconsejable que visites al GInecologo. Así como si quieres prevenir embarazos y deseas orientación en cuanto a los anticonceptivos adecuados o si por el contrario deseas embarazarte debes prepararte

El proceso es sencillo como ves, no tarda mucho y es la mejor manera de asegurarte que estas completamente sana.

 

  • Programa tu cita con ginecólogo. Debes asegurarte que en el momento de la cita estas a mediados de tu ciclo menstrual, es necesario que no tengas el periodo en el momento de la revisión. Si es urgente, infórmalo al consultorio y pide que te den la cita más próxima.
  • Prepárate para el examen vaginal ginecológico. Debes darte una ducha antes de ir a la consulta, pero no tienes que hacer nada especial, solo bañarte como acostumbras, no te hagas duchas vaginales, ni utilices perfumes, cremas o aerosoles en tu zona intima, por lo menos durante 24 horas antes de la cita. No tengas relaciones durante las 24 horas anteriores a tu revisión.
  • Ve acompañada. Si es tu primera cita puede que te sientas algo nerviosa, puedes pedir a algún familiar o amiga que te acompañe, esta persona puede esperarte fuera del consultorio o acompañarte durante el examen si eso te hace estar más calmada.
  • Prepara una lista de preguntas ginecológicas. Lleva anotadas todas tus dudas, el ginecólogo podrá ayudarte a disipar tus deudas en cuanto a cómo tener sexo seguro, anticonceptivos, enfermedades de transmisión sexual, tipo de ropa íntima que debes usar, cambios en tu cuerpo y dudas sobre tu aparato reproductor.
  • Responde a todas las preguntas. El ginecologo hará varias preguntas para llenar tu historia clínica, debes ser muy sincera, es preferible que antes de ir a la cita ya hayas hecho las cuentas de cuando te vino el periodo por primera vez, la fecha de tu último periodo, las enfermedades de tu familia y las tuyas y cualquier información que sea relevante, así ahorrarás tiempo.
  • Infórmale cualquier problema que tengas. Si sientes algún dolor, inflamación , si tienes desajustes en las fechas de tu periodo, si el malestar en esos días es muy intenso, si observas alguna secreción anormal en senos o vagina, flujo espeso  o mal oliente. Cuéntale sobre cualquier evento que no te resulte normal.
  • No omitas detalles sexuales. Aunque te resulte incomodo, debes responder las preguntas que el ginecólogo te haga con respecto a tu vida sexual, es necesario y conveniente saber cosas como a que edad comenzaste a ser activa, si tienes una pareja sexual y cuantas parejas has tenido. Así que mentalízate a responder este tipo de preguntas.
  • Lleva ropa cómoda para ir al ginecólogo. Para el examen debes desvestirte, asegúrate de llevar ropa que puedas quitar y poner fácilmente, el médico te dará una bata con una abertura delantera que le permita hacer la revisión de tus senos.
  • Pregúntale cómo son los procedimientos. Si te sientes muy nerviosa, pídele que te explique cuál es el procedimiento a seguir, al ver que es algo sencillo tus nervios se calmarán y será más fácil el proceso.
  • Escoge al médico ginecólogo que te haga sentir más cómoda. Tu puedes elegir tu médico  para realizar tu chequeo periódico  piensa con quien te sientes mejor siendo revisada  y has tu cita con el médico escogido.

 

Te recomendamos: